Puedes retirar sin costo en Escuela Militar. Por compras sobre 20.000 despacho gratis comunas Gran Santiago.

Cómo preparar y tomar correctamente cada tipo de té


Cuando uno habla con dos bebedores de té diferentes, es probable que cada uno tenga su propia forma especial de servir su taza de té.

El té se prepara de diferentes maneras en todo el mundo, y dentro de cada una de estas regiones, hay miles de personas que tienen una forma única de preparar su té todos los días.

Aunque cada uno prepara el té a su gusto, en realidad hay una temperatura perfecta para preparar una taza de té. Sin embargo, esta temperatura sólo es ideal para un tipo de té, ya que cada hoja y variedad tienen su propio nivel perfecto.

Si pensabas que beber té era un proceso simple, te sorprendería saber cuántas partes intrincadas hay.

Además de la temperatura del agua, hay otros factores que influyen en crear la taza de té perfecta.

Las hojas que se usan, el tipo de agua y el tiempo en que se dejan las hojas en agua, todo esto puede afectar el sabor del té. Sin embargo, para obtener realmente los mejores sabores y utilizar mejor las bolsitas y hojas de té, la temperatura del agua es lo más importante.

¿Por qué es tan importante la temperatura del agua?

Cuando preparas una taza de té, el objetivo es que el agua se filtre en las bolsitas de té o en las hojas y resalte los sabores y los nutrientes.

Los aminoácidos que le dan al té su sabor se disolverán a temperaturas más bajas que los taninos, que pueden tener un sabor amargo, lo que significa que el té preparado en el punto de ebullición a menudo será menos dulce.

Aunque muchas personas hacen tazas de té con agua hirviendo, esta temperatura en realidad es demasiado alta.

Cuando se utiliza agua hirviendo se puede agregar amargor al té. Debería intentar detener el hervidor antes de que llegue al punto de ebullición para garantizar que obtenga la mejor temperatura.

Con la temperatura perfecta de agua para el té, podrá capturar sabores que probablemente nunca antes haya probado en una taza de té.

Los sabores delicados y sutiles por el que el té es tan famoso se harán cada vez más evidentes cuando se alcance la temperatura ideal y se abstenga de usar agua hirviendo.

¿A qué temperatura preparar té?

temperatura de té

Contrariamente a la creencia popular, no hay una temperatura fija que funcione para todas las mezclas y variedades de té.

Idealmente se debe calentar el agua por debajo del hervor para obtener té de calidad. Puede lograr esto deteniendo el hervidor antes de que hierva, lo que se indicará al formarse burbujas pequeñas o hasta que hierva y luego se enfríe.

Cuando bebe té blanco y verde, la mejor temperatura es de alrededor de 70 ° C. Estos son los tés que más baja temperatura necesitan, de debido a los sabores suaves que se deben disfrutar en esta bebida.

Para el té negro, chai y oolong, puedes subir un poco más, a alrededor de 85 ° C.

Para las infusiones, la extracción de sus principios activos requiere mayor temperatura que para las hojas de té, por lo que un té de manzanilla o hibisco, por ejemplo, debería prepararse a 90-100 ° C.

Relacionado: Qué es exactamente una infusión?

El tiempo de reposo para extraer de un té el mejor de los sabores o los principios activos medicinales en el caso de las infusiones, también es variable.

Teniendo en cuenta que mientras más dejemos la bolsa o las hojas de té en el agua, más taninos tendremos (y más amargo será), el tiempo estimado se muestra en la tabla superior, donde 1 o 2 minutos suelen ser suficientes para casi todos los tipos de tés.

Los beneficios del té correctamente preparado

Junto con el beneficio más obvio de un té de mejor sabor, hay muchas otras ventajas en una taza perfectamente elaborada:

  • Para muchas personas, unas cuantas tazas al día es la cantidad estándar y como no tiene tanta cafeína como el café, puede beber un poco más sin sentirse demasiado estimulado.
  • El té perfectamente elaborado será más rico en antioxidantes que pueden tener efectos muy notables en la piel, el cabello, las uñas y la salud en general.
  • Los fitoquímicos que se encuentran en el té, cuando se preparan con la temperatura adecuada, pueden proteger tu salud en general o lograr el efecto saludable por el que lo estás tomando.
  • Te puede interesar: Beneficios de cada tipo de té

Si eres alguien que disfruta de tomar una buena taza de té, es hora de que comiences a tomar en serio la temperatura del agua.

Con solo este pequeño cambio, notarás una mejora inmediata en el sabor de tu té, y tu cuerpo recibirá una gama completamente nueva de beneficios también.

Algunos otros consejos:

  • No estrujes la bolsita de té en la taza, esto liberara más taninos y volverá más amargo tu té.
  • Toma tu té según los beneficios que deseas obtener. Por ejemplo el té negro y té verde son altos en cafeína por lo que nos son la mejor opción a la hora dormir. 
  • Guarda tus bolsitas de té usadas, las puedes usar para fertilizar tus plantas, eliminar olores, espantar arañas, eliminar ojeras y mucho otras formas de usar bolsitas de té usadas.