Retiro sin costo en Escuela Militar. Por compras sobre 20.000 despacho gratis comunas Gran Santiago. Despacho demora 2-4 días hábiles

La importancia de la hidratación en Adultos Mayores y algunos mitos


La deshidratación en adultos mayores es un problema de salud común y con consecuencias bastante graves si nos descuidamos.

Hoy queremos compartir y abrir discusión sobre este importante tema; sus causas, consecuencias, mitos y de alguna u otra forma crear una mayor conciencia sobre hidratarse y cuidar a nuestros familiares que más lo necesitan. 

Qué puede causar la deshidratación?

    • Dolores de cabeza y migrañas.
    • UTI (infección del tracto urinario).
    • Presión arterial baja.
    • Confusión similar a Demencia.
    • Convulsiones.
    • Aumento de la frecuencia cardiaca.
    • Puede afectar negativamente la vigilancia, la concentración, el tiempo de reacción, el aprendizaje, la memoria, el estado de ánimo y el razonamiento, fatiga y ansiedad.

ilustracion anciano hidratandoseLos Adultos Mayores son más sensibles a la deshidratación.

Hay varias razones del porque una persona de tercera edad puede sufrir o es mas sensible a la deshidratación. De manera general un adulto mayor de 80 años tiene un 10% menos de agua sobre el total del peso corporal en comparación con una persona de 30 años de edad. 

Otros factores que afectan a los adultos mayores:

  • Medicamentos: Muchos de los efectos secundarios de los medicamentos hacen que sean más propensos a la deshidratación.
  • Temperatura corporal y contenido de agua: Nuestra agua corporal y la capacidad de notar cambios en la temperatura corporal disminuye con la edad.
  • Riñones debilitados: Con el envejecimiento, nuestros riñones tienen problemas para retener el agua y concentrar la orina.
  • Menos sed: Los adultos mayores tienden a tener menos sed y su consumo de líquidos se reduce. 
  • Condiciones de salud preexistentes: Por ejemplo, inmovilidad, dificultad para comunicarse, capacidad para tragar e incomprensión pueden contribuir a la deshidratación.

Lo importante es ir evaluando los dolores de cabeza, ya que estos pueden ser una causa o síntoma a una enfermedad o condición mayor (por ejemplo una cefalea crónica o consecuencia del estrés) o puede corresponder a una consecuencia como la deshidratación. 

La recomendación es hidratarse, conocerse y no tener miedo a ir al médico en caso que sea un dolor constante o extraño. 

Qué hacer para prevenir la deshidratación? 

Cómo familiares e hijos debemos ayudar a nuestros padres. Algunos consejos:

- Ofrecer fluidos regularmente y animar a que sigan bebiendo constantemente. 
- Vigilar cuánto se consume cada día para determinar si es muy poco.
- Coloca una botella de líquido al alcance de la mano o cerca del lugar de descanso.
- Sé creativo y crea tragos más preparados. Por ejemplo un té de hibisco u ofrece alternativas tanto frías como calientes. El ideal es variar para que la motivación a beber sea mayor (recordar evitar los endulzantes artificiales perjudiciales para la salud)

Te puede interesar: El engaño de los endulzantes con stevia

manos adulto mayor tomando téEl té hidrata o deshidrata? 

Beber té (o café )en cantidades normales no presenta niveles de deshidratación distintas a tener agua.

Científicos de las universidades de Stirling, Loughborough y Bangor han creado un "índice de hidratación de bebidas" para ayudar a entender cómo los diferentes líquidos pueden mantenernos hidratados.

Las pruebas realizadas involucraron 13 bebidas populares y han encontrado que varios han retenido el liquido en el cuerpo por el mismo tiempo, o más, que el agua.

"Muchas personas creen que beber líquidos como el té y el café hace que se deshidraten. Pero encontramos que cuando se beben en cantidades y frecuencia normales, estas bebidas no estimulan alguna pérdida adicional de líquidos en comparación con el agua potable". - comenta el profesor Neil Walsh, de la escuela de deportes, salud y ciencias del ejercicio de la Universidad de Bangor. 

En Sweetea, en especial sabiendo que nuestros tés no contienen endulzantes cómo el azúcar, recomendamos que se se ofrezcan alternativas que incluso pueden ser más nutritivas que el agua. 

Si sabes elegir puedes encontrarte con numerosos beneficios de tomar los distintos tipos de té

Por ejemplo el té verde hidrata y es antioxidante, el té de hibisco relaja y controla el colesterol y el té gatuno, bueno, este no hidrata pero sin duda alivia los dolores de cabeza 🤗

dibujo hidratacionAlgunos mitos y hechos sobre la deshidratación

Comencemos con algunos hechos. El agua es la sustancia más importante que consumimos. Podemos sobrevivir por cerca de dos meses sin comida, pero moriríamos en aproximadamente siete días sin agua. El agua representa alrededor del 75% del peso de un bebé y el 55% del peso de un adulto mayor.

En la mayoría de los casos, la sed es una señal confiable de que se necesita más agua. El trabajo principal de los riñones es excretar suficiente agua para mantener las células adecuadamente hidratadas. Sin embargo, aquí un mito; la orina oscura no necesariamente significa que estamos deshidratados. La orina puede ser decolorada por alimentos como espárragos, moras y remolachas.

Otro mito popular: "Para hidratar la piel, prevenir arrugas y producir una tez brillante, es necesario beber ocho vasos de agua al día". Beber agua extra no mejora la piel. Es mejor usar una emulsión hidratante para contrarrestar la piel seca.

Una buena hidratación definitivamente protege contra los cálculos renales, y hay pruebas de que ayuda con el estreñimiento y el asma. También puede ayudar a proteger contra las enfermedades vasculares, como un accidente cerebrovascular, un ritmo cardíaco elevado o una caída repentina de la presión arterial y es especialmente importante para toda persona con diabetes.

Te puede interesar: Beneficios y propiedades de la stevia para diabéticos

A pesar de la importancia vital del agua, hay relativamente pocos estudios que especifiquen con exactitud cuánta agua necesita, para quién y bajo qué circunstancias. De hecho no se conoce el impacto real de la ingesta de agua en las enfermedades crónicas y por sobre todo el cuerpo, solo se conoce el impacto en ciertos órganos como los riñones y pulmones. 

No hay pautas realmente formales sobre cuánta agua se necesita cada día. La cantidad siempre se verá afectada por lo que comes, tu peso, nivel de actividad e incluso el medio ambiente en el que vives.

El Instituto de Medicina de EEUU afirmó que todo tipo de líquidos pueden contribuir a las necesidades totales de agua de una persona, incluyendo bebidas como té, café, jugos, refrescos y agua potable, así como la misma humedad contenida en alimentos como frutas, verduras, sopas e incluso carnes . De hecho, el instituto estima que la humedad en los alimentos representa aproximadamente el 20% de la ingesta de agua de una persona típica.

Las personas mayores, especialmente ancianos con enfermedades crónicas y frágiles, están entre los que corren mayor riesgo de una mala hidratación. El mecanismo de la sed se vuelve menos efectivo con la edad, y muchas personas mayores recortan la cantidad de líquido que necesitan para limitar la frecuencia con la que necesitan para ir al baño.

El problema más común de accidentes en personas mayores son las caídas. Muchas personas de edad no beben mucho líquido porque tienen miedo a caerse para ir al baño por su cuenta. Lamentablemente lo que no saben es que las consecuencias por los efectos de la deshidratación pueden ser igual o más graves.

La invitación está abierta: A hidratarse y ayudar a nuestros familiares a mantenerse hidratados. Cuidarnos y cuidar! 



Fuentes: Mirror.co.uk / Homecare solutions / nytimes /

  • Etiquetas: